Kakariki, el pájaro payaso
23 noviembre, 2017
Elementos naturales para decorar exteriores y jardines en Navidad
14 diciembre, 2017

Plantas aromáticas para cocinar en casa

Las plantas aromáticas se usan en cocina desde hace siglos. Aunque, igual que sucede en muchos otros ámbitos, no están exentas de tendencias que hacen que unas se usen más que otras según las modas.

Sin embargo, más allá de tendencias, lo que sí es cierto es que las plantas aromáticas aportan sabores y matices a los platos y, además, tienen beneficios para el organismo.

En forma de especias secas, el sabor se puede lograr, y también es posible aprovechar algunas de sus cualidades, sin embargo, para aprovechar al máximo todo lo que las plantas aromáticas para cocinar aportan, lo ideal es tenerlas frescas, en casa o en el jardín, y utilizarlas cuando se necesiten o cuando se desee dar un toque especial a las mejores recetas.

Minijardines de plantas aromáticas para cocinar

Las plantas aromáticas aportan sabor y aroma a nuestros platos. Existen muchísimas plantas y especias que se pueden incorporar a todo tipo de recetas. En algunos casos para respetar la receta tradicional, en otros para aportar nuevos matices y crear elaboraciones más originales.

Precisamente porque hay muchas no siempre es posible tenerlas todas en casa, algunas  ocupan mucho espacio, otras requieren de cuidados y atenciones especiales y otras, simplemente, no crecen bien en según que características atmosféricas y/o climáticas.

Sin embargo, también existen plantas aromáticas para cocinar en casa cuyas dimensiones más reducidas y cuya facilidad de mantenimiento hacen que resulten ideales para tener en casa en un minijardín.

Un minijardín que se puede crear en un pequeño espacio, por ejemplo eligiendo un macetero y cultivando en él varias plantas. Sus dimensiones dependerán del espacio disponible. También se pueden comprar minijardines verticales pensados para aprovechar al máximo el espacio e incluir más plantas aprovechando las diferentes alturas de estos recipientes.

Las mejores plantas aromáticas para cocinar en casa y crear un minijardín

Elegir plantas aromáticas para cocinar es una decisión muy personal, que responderá a las propias preferencias gastronómicas y al espacio del que se dispone. Entre las plantas más usadas en la cocina y, por lo tanto, entre las mejores ideas para un minijardín para cocinar podrían estar:

  • La albahaca es una popular hierba aromática muy usada en la gastronomía mediterránea, e imprescindible para la elaboración de algunas de las recetas italianas más famosas, como el ragú o la salsa pesto.
  • El perejil es una planta muy usada en la gastronomía española y su característico sabor se encuentra en algunas de las recetas más tradicionales, que incluyen sopas, salsas, guisos, carnes, pescados o mariscos.
  • Aunque se usa desde hace tiempo en la cocina, en España el uso del cilantro se ha popularizado recientemente, ya que se parece un poco al perejil, tan común en la gastronomía española. Sin embargo, el cilantro da un sabor muy especial a los platos que condimenta que van desde sopas y salsas, hasta carnes y pescados.
  • La hierbabuena tienen un perfume muy característico, que recuerda ligeramente al de la menta, aunque es más suave y más dulce. Ideal para usar en repostería, además se puede emplear para infusiones.
  • Inconfundible por su agradable olor es la menta. Aunque se usa con frecuencia en la elaboración de recetas dulces, su sabor y su olor también se pueden emplear en recetas saladas, e incluso para preparar recetas de carne.
  • El orégano es otra de esas plantas imprescindibles en cocina por sus múltiples aplicaciones. Es cierto que se consume habitualmente como especia seca, pero sus hojas también se pueden utilizar frescas en gastronomía. El orégano se emplea con frecuencia en salsas y en la elaboración de embutidos, así como en la preparación de recetas de carne.
  • Una planta mediterránea con muchas aplicaciones, entre las que se incluye la gastronómica, es el romero. Su olor es muy característico, como característico es el sabor que da a los platos en los que se incluye. Además, es muy versátil, pudiendo emplearse en sopas, carnes, pescados e, incluso, en la elaboración de panes y masas.
  • Muy característico también de la gastronomía mediterránea es el tomillo, que se aplica en numerosas recetas de sopas, arroces o carnes.

La mayoría de ellas solo requieren de suficiente luz natural para crecer, así que colocarlas en una ventana o en una zona bien iluminada será suficiente para disfrutar del perfume de estas plantas aromáticas y, por supuesto, de utilizarlas con toda clase de recetas, solas o combinándolas entre sí, ya que algunas de ellas maridan muy bien.